lunes, 5 de febrero de 2018

La imagen

La imagen es quizás de lo que realmente trata la cortesía. Porque la imagen es no solo la que proyectamos, sino también la que se refleja en los demás, en sus ojos, en sus palabras, en su sonrisa. Por eso también es tema de discusión, y de conflictos.

¿Vas a salir así? ¿No te vas a peinar? ¡Tienes el pelo demasiado largo! ¡Ese vestido está muy corto! ¡Te vas a matar con esos tacones! ¡Mamá, pareces una vieja! ¡Ese atuendo es de los tiempos de María Castaña! ¿Cuándo te vas a quitar esa barba? Alguna vez le hemos dicho cosas parecidas a los más jóvenes, y hemos oído algo similar de ellos. ¿Las respuestas? ¡No ofendas!, ¡respeta!, ¡no te metas conmigo! o ¡no es asunto tuyo!

Todas son ofensas a la imagen y, por lo tanto, enunciaciones descorteses. En primer lugar, porque con ellas atacamos la “cara” del otro, en segundo lugar, porque nos metemos en su terreno. Esas son, precisamente, como las de Jano, los dos lados de la imagen: la que tejemos con los demás, y nuestro territorio personal.

Jano bifronte en los Museos Vaticanos. Imagen de https://es.wikipedia.org/wiki/Jano
¿Por qué los conflictos? Porque todos queremos proyectar una imagen favorable, queremos vernos bien y que se nos reconozca como hermosos, inteligentes y  agradables. Por otro lado, queremos que se nos respete nuestra libertad de elegir la manera como nos presentamos a los demás, como mantenemos nuestro peinado, nuestro vestido, nuestra habitación, nuestra casa. Queremos libertad para elegir a nuestros amigos, para pasar el domingo echados en una butaca sin que se nos recuerde que hay tareas escolares pendientes, o que no hemos sacado la basura.

Conflictos también porque sentimos que las cosas se dicen de un modo demasiado directo, que nos molesta y nos hiere en nuestra autoestima. Esto, en el la familia, es quizás la fuente de las discusiones. No nos tratamos en casa como tratamos a los demás o,  parafraseando a Willard Marriot, fundador de la cadena de hoteles: “Cuida a tus empleados que ellos cuidarán a tus clientes”.


1 comentario:

  1. Tus conceptos son muy claros y además explicados de una manera muy amena.

    ResponderEliminar

Macron: ni de merengue, ni con almendras

El 17 de junio pasado, en una ceremonia con motivo del 78 aniversario del mensaje de De Gaulle a los franceses para que resistieran ante los...